fbpx

Nueve bodegas con encanto en Canarias

El vino en Canarias cuenta con un prestigio internacional único. Y es que las Islas son únicas y diferentes, pues cada una presenta una personalidad propia y esto se ve reflejado en sus vinos. Sin embargo, para hablar de ellos debemos hablar de bodegas, pues para los amantes de este delicioso elixir, son muchas las bodegas en Canarias que se pueden visitar y disfrutar de un día donde este zumo de uva fermentado es el principal protagonista.

Bodegas El Lomo

Situada en Tegueste, al norte de la Isla de Tenerife, nos remontamos al año 1989, en el que surge este lugar. En una tierra donde la tradición vitícola resulta ancestral, comienzan a crear este vino canario que a día de hoy cuenta con fama y tradición. Y no solo vino, sino que han creado el Vermut 18, un vermú hecho por y para los canarios. Se puede visitar sus bodegas y viñedos, con experiencias de todo tipo adaptada a distintos usuarios. Asimismo, en este lugar se pueden hacer otro tipo de actividades como jornadas vitícolas, catas y mucho más. 

©Bodegas El Lomo

Bodegas Monje

Otro lugar donde las viñas recorren la tierra es El Sauzal. Situado al norte de la isla de Tenerife, encontramos en esta zona Las Bodegas Monje. Si antes hablábamos de tradición, ahora también debemos hacerlo, y es que para hablar de esta bodega debemos remontarnos al año 1750, cuando la familia Monje comienza su aventura vitícola. Estos vinos blanco, tintos, rosados… encajan a la perfección con la gastronomía canaria. Y es que no solo puedes visitar el lugar, sino que hay una fuerte apuesta por el enoturismo. Puedes disfrutar de brunchs, picnics, catas y experiencias propias creadas de forma creativa que encontrarás en su web.

©Bodegas Monje

Bodegas Reverón

Situado en el municipio de Vilaflor, estas bodegas pertenecían a Eugenio Reverón Sierra, que vendía todo el vino que producía pero que no tenía los medios para exportarlo. Fue entonces cuando su hijo le convenció para expandir la bodega y usar las nuevas tecnologías para crear lo que ahora conocemos como Bodegas Reverón. Actualmente, los viñedos están situados a 1300 metros sobre el nivel del mar, siendo el municipio más alto de España, y sus viñas están aclimatadas a la zona. En esta bodega puedes disfrutar de numerosas actividades para descubrir su vino y sus viñas. Como una cata de vino junto a una visita y un picoteo o un maridaje mientras disfrutas de su menú.

©Bodegas Reverón

Bodegas Viñátigo

En estas bodegas situadas en la Guancha, al norte de la isla de Tenerife, nos prometen sentir más que nunca que pertenecemos a Canarias. Su filosofía no consiste en crear un simple vino que acompañe tus comidas, sino que cada sorbo sea una experiencia en la que saborees nuestros orígenes. Las viñas se sitúan en diferentes parajes del norte de la Isla, cuyos microclimas hacen de este vino algo especial.  Uno de los logros de estas bodegas ha sido recuperar uvas autóctonas al borde de la extinción, y es que desde 1990 consiguen demostrar, a través de sus vinos, la esencia de Canarias. 

©Bodegas Viñátigo

Bodegas tajisnaste

Bodegas Tajinaste nace en 1939 cuando se adquiere El Ratiño, una finca en medio del Valle de La Orotava, en la isla de Tenerife. La misión de esta bodega, aparte de crear sus vinos, es la de recuperar parcelas abandonadas para su replantación y así cuidar y mejorar el entorno, colaborando respetuosamente con el medio ambiente. En esta bodega tienes diversas experiencias para disfrutar y rodearte de sus vinos. Desde una cata hasta paseos por los viñedos mientras aprendes sobre su actividad vitícola. 

©Bodegas Tajinaste

Bodega San Juan

Esta bodega situada en Santa Brígida, en la isla de Gran Canaria, cuenta con cinco generaciones a sus espaldas. Fundada en 1912,  busca crear vinos artesanales usando la menor maquinaria posible, y es que actualmente está en proceso de reconversión hacia lo ecológico. Aquí puedes concertar visitas guiadas donde te explican la historia de sus vinos con un paseo por su propio museo pasando por sus viñas y varias zonas de interés para terminar con una degustación.

©Bodega San Juan

Bodegas Tamerán

Situadas en San Bartolomé de Tirajana, esta bodega fue impulsada por el centrocampista de la Real Sociedad, David Silva. Un amante de los vinos que consigue desarrollar este proyecto bajo el asesoramiento vitícola y enológico de Jonatan García Lima. Unos vinos cuyo sello canario destaca en su sabor.

©Bodegas Tamerán

Bodegas Bentayga

Esta bodega se encuentra en un entorno privilegiado en la isla de Gran Canaria, en el Roque Nublo, todo un símbolo para los habitantes y visitantes. Aprovechando las condiciones naturales que le brinda este entorno, consiguen crear vinos de alta calidad donde combinan técnicas tradicionales con modernas. Sus bodegas se sitúan en cuevas próximas al viñedo más alto. Es aquí donde nacen los vinos Agala que podrás degustar en las visitas guiadas que ofrece la bodega.

©Bodegas Bentayga

Bodega Las Tijaranas

Estas bodegas se sitúan en la Caldera de Tirajana y Fataga, en el sur de la isla de Gran Canaria. Sus bodegas están abiertas al público  y cualquiera que pase por la zona puede relajarse tomando sus vinos. Por otra parte, en las visitas concertadas hay una amplia variedad para empaparse de la tradición y ambiente de la bodega mientras gozamos de catas y aperitivos.

©Bodegas Las Tirajanas
¡Suscríbete!
Recibe nuestra Newsletter
La revista premium para gente como tú